PERALES DE TAJUÑA (Madrid) Cuarta novillada del XI Certamen La Ribera del Tajuña

Puerta grande para Jaime González

La Ribera del Tajuña llegó al impecable coso portátil de Perales de Tajuña que año tras año mantiene bien cuidados los detalles. Se saldó la tarde con la puerta grande del sevillano Jaime González tras desorejar al buen cuarto.

La mejor versión del novillero ecijano vino ante el cuarto – faena que brindó al ganadero Joaquín Moreno- un novillo de buenas hechuras y gran clase al que no llegó a cuajar faenas completas. Lo recibió con dos largas cambiadas desde el tercio. Luego estructuró una faena de muleta con un comienzo rodillas en tierra por derechazos, fue con esa mano con la que basó la mayor parte de su intervención, firme y con ceñidos muletazos, cobró una buena estocada. Ante su primero, se gustó en verónicas y anduvo aseado por ambos pitones.

A Juan José Villa “Villita” se le atragantó la espada frente al segundo, al que brindó a César Rincón, anduvo pinturero con el capote y resolvió con facilidad en el último tercio, sin decir nada, dejándose  los pases sin ligar. Dejó algún destellos por naturales y pintureros pases de pecho. El segundo de su lote le propinó una fea voltereta, era difícil plantarle cara y el toledano rápido fue a por la espada.

Una oreja paseó Álvaro Chinchón del noble tercero tras una extensa faena, sin llegar a estar confiado ante su lote se gustó por naturales ante el tercero aunque hubo varios enganchones. Con el difícil sexto anduvo poderoso y dispuesto con la mano a derecha sin llegar a redondear, el final fue por manoletinas. El espadazo resultó deslucido.   

Con casi lleno, se han estoqueado novillos de El Torreón, nobles y manejables en conjunto pero sin llegar a romper. El mejor el 4º, los peores 5° y 6°.

Jaime González (Escuela de Écija): Vuelta tras leve petición y dos orejas

Juan José Villa "Villita" (Escuela Yiyo de Madrid): Silencio tras dos avisos y silencio

Álvaro Chinchón (Fundación El Juli): Oreja tras aviso y ovación con saludos